tema: Sorpresas y hallazgos

Chocolatería peronista


Fabiana Di Luca se ha impuesto la noble tarea de inducirnos, siempre suavemente, a comernos a los ídolos y los símbolos. Lo mejor de esta especie de canibalismo en efigie es que invita incluso a los rivales, adversarios y enemigos políticos del peronismo a comerse al peronismo: ya sea para cobrar de ahí fuerzas o para hacerlo desaparecer. Esta universalidad, ¿no es también una de las señas de identidad del peronismo?

Los argentinos dicen que el peronismo es incomprensible para los extranjeros. Yo diría que es al contrario: los extranjeros lo entendemos como una manera de ser de los argentinos, así se ve desde fuera estando dentro, mientras que a ellos les cuesta mucho más mirarse al espejo. A veces pienso que cuando los argentinos celebran el peronismo en toda su complejidad, es que se celebran a sí mismos en todas sus contradicciones. Desconfío siempre del que no es contradictorio, sea persona, empresa o país. Y es porque la realidad es compleja, varia, difícil; y a veces resulta que la única forma de atravesar algunos de sus momentos es manteniendo dos actitudes, opiniones, ideas contradictorias de manera simultánea: manteniendo su verdad, la de cada una alternativamente, la de ambas a la vez, como si la vida nos fuera en ello.

Y es que sí, la vida nos va en cómo nos vemos, en cómo la vemos. Y, por supuesto, en qué comemos.

Hay un blog al respecto: LA FÁBRICA-CHOCOLATES PERONISTAS

Félix González-Torres en San Cristobal




Paseando por San Cristobal (Buenos Aires) con Leonello Zambón, encontramos esta versión de Perfect Lovers en una pequeña relojería. En la instalación original, dos relojes arrancan perfectamente sincronizados hasta en el segundero. Pero las pilas de cada uno se van gastando a ritmos ligeramente distintos, con lo cual los relojes se van desacompasando poco a poco.

Radicante


Noticia de un trashumante


Hace tres años y medio que vivo en Buenos Aires. Uno de los aspectos que no dejan de sorprenderme de la vida que he conocido en esta ciudad es mi incapacidad para crear vínculos fuertes con ninguno de sus habitantes. Conozco a mucha gente, pero los lazos que me unen a esas personas son de los más débiles: si me dejara de hablar con alguna de ellas mañana por la mañana no pasaría nada, ni de un lado ni del otro.

La razón por la que esto me parece extraño es que he vivido en muchos sitios y en todos he creado, o ayudado a crear, lazos fuertes con otras personas, verdaderas amistades que han perdurado a través de los años, incluso a pesar de las grandes distancias que nos separan. Son complicidades que siguen en pie por medio del correo electrónico, Skype y unos pocos encuentros cara a cara. Y muchos abrazos, cuando esos encuentros han tenido lugar.

Algo que he observado en los años que llevo viviendo en Buenos Aires es que la mayoría de las personas que conozco forjaron sus amistades más profundas con personas que conocieron durante la secundaria. No tengo estadísticas, por supuesto, ni he hecho encuestas. No es esto un sesudo estudio sociológico, sino simplemente una observación, basada en muchas conversaciones desde que intuí que algo pasaba que no lograba yo entender… y todavía no termino de hacerlo.

(texto completo...)

Cielos de Buenos Aires 1


para fdl

Un premio viral


Una movida extraña. Ayer me avisa Alfredo Ferreiro que me ha otorgado un premio Dardo por tener un buen blog. Esto me llamó la atención: ¿Qué hace Alfredo dando premios? Entré en su blog y vi que él lo había recibido de otro. Pensé si la cosa no sería como una cadena, un meme, así que me metí en Google a ver qué onda.
No encontré ninguna página que explicara qué es este premio, nada oficial ni extraoficial, sólo más blogs que daban las gracias por el premio y seleccionaban a otros para recibirlo.
Carezco de la capacidad internetera para seguir investigando, y del tiempo. Pero sí que me gustaría saber dónde, cómo y por qué se inició este meme. Tampoco estaría mal poder ver un mapa de las redes creadas por los blogs premiados.
Los ganadores tienen que seleccionar a otros 15 blogs y premiarlos. Quiere decir que a la tercera vuelta hay 241 blogs premiados, a la cuarta 3391 y a la quinta 50641, si no se repite ninguno. A ese paso se puede premiar a buena parte de la blogosfera en unas pocas semanas. Interesante, ¿no?
Hace tiempo que no deja de rondarme la cabeza la idea del premio obligatorio. El premio que se otorga a todo el mundo en una situación en la que nadie se queda sin su premio, hasta que llegamos a exigir que nos premien, logrando la infelicidad si se nos niega. ¿No es esta una especie de consumismo espiritual?

Aser es un verbo irregular


Buscando una referencia en el registro de este blog, me encontré con una pequeña sorpresa. Al parecer alguien llegó a Paseante Extranjero metiendo en su buscador la siguiente frase:

como se ase el sexo oral

Así apareció en el registro:

http://search.prodigy.msn.com/​results.aspx?q=como+se+ase+el+​sexo+oral&FORM=MSNH

Es verdad que la poesía da para todo, aunque dudo que esta persona haya encontrado la respuesta a su pregunta.

Poesía en el colectivo


A los colectivos de Buenos Aires suben toda clase de vendedores (nunca mejor dicho) ambulantes. Los sábados por ejemplo, sube a la línea 2 un chaval que dice, y parece, tener problemas neurológicos y vende 5 caramelos de 10 centavos a un peso para poder comprar el medicamento que lo mantiene estable. Siempre le compro, luego le doy los caramelos a los niños que andan pasando estampitas por los bares (o en el subte) para ver si les compras una. A veces también compro la estampita.
Después está el poeta que sube al 15, reparte folletos como los de abajo y recita los poemas. Luego pasa el sombrero, aunque como dice el folleto, no es necesario comprar para quedárselo. A mí me gusta el poema “Picardía”, sobre todo por la rima asonante.

Lo nuevo es siempre lo mismo

El otro día encontré en el Libro de los pasajes una de las ideas de Benjamin que más me llaman la atención. Traduzco la nota S1,5:

Lo “moderno”, el tiempo del infierno. Los castigos del infierno siempre son lo más nuevo en ese reino. No se trata de que “lo mismo siempre vuelve a ocurrir una vez tras otra”, y menos de que sea esta una cuestión del eterno retorno. Se trata más bien de que precisamente en aquello que es lo más nuevo la cara del mundo nunca cambia, de que esto más nuevo permanece, en todos sus aspectos, lo mismo.—Esto constituye la eternidad del infierno. Determinar la totalidad de las características por las cuales “lo moderno2 se define, significaría representar el infierno.

Libreros de Bagdad



Me impresionó esta foto de la calle de los libreros de Bagdad. Es como un icono de los estragos de la “guerra contra el terrorismo” dirijida por los norteamericanos. No es que no haya libertad de expresión en Irak, es que la gente no se atreve a salir e ir a los lugares donde esa expresión se puede dar: las librerías, por ejemplo.

Otro décollage electoral


Décollage electoral


- previous posts                 textos recientes +